Calderón pidió ayuda al Pentágono

PAULINO CÁRDENAS

Aunque oficialmente ha sido negado, el presidente Felipe Calderón, en su calidad de comandante supremo de las Fuerzas Armadas de México, sí pidió ayuda al Pentágono para la lucha que lleva a cabo el gobierno mexicano a través de las fuerzas federales contra los cárteles de la droga en territorio nacional. Al menos eso dijo la claridosa Janet Napolitano, secretaria de Seguridad Interior de los Estados Unidos, en una entrevista radiofónica que le hicieron en su país.

La activa funcionaria del gobierno de Barack Obama habló en el escuchado programa ‘All Things Considered’ de National Public Radio que se transmite en la Unión Americana, al día siguiente de la visita que realizó a México la semana pasada el grupo de élite de seguridad nacional, inteligencia  y antiterrorismo de Estados Unidos que estuvo encabezado por la secretaria de Estado, Hillary Clinton.

Indicó que hay agentes de la Defensa norteamericana trabajando en territorio mexicano, en tareas de técnicas de inteligencia militar similares a las que aplican en Afganistán e Irak, para conocer de antemano los movimientos de los capos de la droga que operan en México, según lo dio a conocer J. Jesús Esquivel en el último número de la revista Proceso.

Dijo la funcionaria que, aunque en forma limitada, “nuestro ejército ha estado trabajando con el de México en su lucha contra los cárteles de la droga, pero a pedido del gobierno de México, en consulta con el gobierno de México; es solamente una parte de nuestros esfuerzos generales con México, que ante todo son de naturaleza civil”.

En el mencionado programa, conducido por el locutor y periodista Robert Siegel, Janet Napolitano habló el miércoles del resultado de la reunión del Grupo Consultivo de Alto Nivel realizada el día anterior en la Ciudad de México, así como sobre el problema del narcotráfico en el vecino país.

La funcionaria del gobierno de Barack Obama –que hace no mucho dijo que en Ciudad Juárez no existía estado de derecho–, fue muy enfática en su entrevista al confirmar la presencia de personal del Pentágono en territorio mexicano a petición expresa de Calderón, según la trascripción de la entrevista radiofónica obtenida por Proceso.

El intercambio de información e inteligencia entre autoridades de México y Estados Unidos para el combate a la delincuencia organizada, no significa que funcionarios de otros países se encuentren incrustados en unidades operativas mexicanas o que se pretenda esta figura para el futuro, había dicho a finales de febrero la Secretaría de Gobernación.

En respuesta a un reportaje publicado por el periódico The Washington Post acerca de la posibilidad de que agentes estadunidenses instalen un centro de mando en Ciudad Juárez, Chihuahua, el gobierno mexicano afirmó el 24 del mes pasado que el marco jurídico vigente permite la coordinación de ambos países para combatir al crimen.

Estas reglas no se han modificado ni se ha contemplado su modificación; señaló la dependencia, no obstante que los mecanismos de cooperación se están ampliando. En Washington, tanto el embajador de Estados Unidos en México, Carlos Pascual, como su homólogo mexicano, Arturo Sarukhán, rechazaron de manera contundente que agentes norteamericanos operen en territorio mexicano. En México lo mismo había expresado el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont.

La presencia de militares de Estados Unidos en México es un asunto neurálgico para los mexicanos, aceptó Janet Napolitano a pregunta expresa del periodista Robert Siegel. Dijo que la ayuda “se ha hecho a pedido, consulta y cooperación con los mexicanos” Aclaró que “esto no significa que Estados Unidos se haya metido de manera unilateral; esto es cooperación, asistencia. Es un reconocimiento mutuo de que, como países vecinos, tenemos aquí algo en juego”.

Durante su primera visita que realizó a México, el año pasado, la secretaria de Estado norteamericano Hillary Clinton anunció que entre marzo y abril de este año entraría en funcionamiento una oficina administrativa binacional ubicada muy posiblemente en la capital del país, la cual sería operada por mandos y agentes estadunidenses, con el apoyo de la embajada de su país y funcionarios mexicanos. Ya estamos en fechas.


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s