Caso Paulette: ¿Que fue accidente?

PAULINO CÁRDENAS

Aunque fuera dicho por Sherlock Holmes y su inseparable Watson, nadie creerá que la muerte de la pequeña Paulette haya sido ‘accidente’. Al menos ésta es la versión que se prepara para darse a conocer a la opinión pública de un momento a otro, según ha empezado a ser filtrado por parte de las autoridades que llevan el caso, el cual encabeza el procurador del estado de México, Alberto Bazbaz.

Se dice que el reporte de los peritos señala que por la necesidad de ir al baño cinco horas después de haber comido una hamburguesa en Valle de Bravo, la pequeña ya acostada en la recámara de su departamento de Interlomas en el estado de México, pese a su limitación física ella solita deslizó su cuerpo para bajarse de su cama, dizque se enredó en las cobijas, no pudo pedir auxilio, quedó atrapada en el famoso hueco de la piecera y se asfixió paulatinamente hasta morir y ahí permaneció su cadáver nueve días.

Ese cuento no se lo va a tragar nadie. Se asegura que el peritaje ya se tiene listo e irá por ese camino y sólo se está en espera del ‘mejor momento’ para anunciarlo, no se sabe si en conferencia de prensa o a través de un comunicado. Se dice que el primero que está temeroso de que nadie crea la versión, es el propio Bazbaz.

El anuncio, si es que se da en esos términos aprovechando el ‘puente’ del primero y cinco de mayo,  le pegará no tanto al procurador sino al gobernador del estado de México, Enrique Peña Nieto, ya que se habla de que atrás del caso existe tráfico de influencias y donde han salido a relucir apellidos famosos de la política mexiquense.

Hay versiones –una de ellas de la propia madre de la niña, Lizeth Farah, revelada a Anabel Hernández para Reporte Índigo–, que aseguran que los padres del papá de Paulette tienen vínculos con gente muy importante de la clase política mexiquense vinculada al gobernador, lo que obligó a que el propio procurador  Bazbaz acudiera al departamento del matrimonio Gebara-Farah a ‘entrevistarse’ con la pareja pero donde careó personal y principalmente a la madre de la niña.

El hecho no tiene precedente ya que es la primera vez que un funcionario de ese rango, es decir, que un procurador general de Justicia haya hecho esa labor a no ser que se lo hayan ordenado y él dócilmente aceptado. Ni pensarlo. ¿Por qué sucedió así? ¿Tal es el poder de quién está detrás del caso y que evidentemente quiere dejar a salvo y a toda costa al padre de la niña? ¿Quién es ese alguien?

El 31 de marzo pasado en conferencia de prensa, tras haber hallado el cadáver de la niña metida en un raro hueco de su cama recién estrenada que había sido mandada a hacer recientemente, Bazbaz señaló que todo parecía indicar que se estaba ante la posibilidad de un  homicidio. No obstante luego reculó y dijo que también ‘podría tratarse de un accidente’.

Fuentes allegadas a la investigación señalan que la versión de que el deceso de Paulette fue ‘accidente’ sería ‘menos condenable’ por la sociedad si la culpa se la echaran a las hermanas Martha y Erika Casimiro Cesáreo como su abogado teme; ellas son las dos ‘nanas’ a las que han  traído como trapeador en los careos y en las diligencias de reconstrucción de hechos.

Millones de personas, familias enteras y sobre todo muchas mujeres que han seguido el caso Paulette, siguen conmovidas por el caso. A través de las redes sociales han manifestado sus opiniones sobre las declaraciones y aclaraciones del procurador Bazbaz. Mucha gente suscribió que si había decidido votar por Peña Nieto en el 2012, no lo harían si el caso quedaba impune.

Si el procurador Bazbaz sale con una embajada, además de pagar con su propia renuncia, al que le cobrarán la factura política al no muy largo plazo será a su jefe cuando se acerque ‘la hora cero’. Si no, al tiempo, como dirían los clásicos.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.