¡Que Felipe se ponga la verde¡

PAULINO CÁRDENAS

¡Que Felipe se ponga la verde¡ ¡Que vaya al Mundial, sí que sí¡. Por frivolidades no paran en Los Pinos. Sus genios de la comunicación y encuestadores de cabecera del mandatario panista quisieron ‘consultar’ al pueblo y avalar que el Presidente vaya al Mundial de Futbol a Sudáfrica, para lo cual se hizo una encuesta en el sitio web de Presidencia, en una especie de trivia engañosa en el que todo llevaba a decir que ‘sí’. Y Felipe Calderón se prestó al juego porque obviamente quiere ir al partido inaugural México-Sudáfrica.

Mientras, en un foro en Michoacán, donde la hermana del mandatario panista, María Guadalupe Calderón, presidenta de la Mesa Directiva del Congreso de ese estado, fue testigo de lo que expresa gente mucho más seria como el rector de la UNAM, José Narro Robles, quien al hablar en la ceremonia conmemorativa por el 257 aniversario del natalicio de Miguel Hidalgo que la mayoría de la población sobrevive en condiciones de pobreza y exclusión inadmisibles.

“Hoy, la libertad es incompleta y nuestras leyes no moderan la opulencia ni corrigen la indigencia. No hemos podido desterrar la ignorancia, la rapiña y el hurto”, dijo el rector. “Hoy menos que nunca podemos decir que tenemos aseguradas nuestras propiedades y que hay certidumbre en nuestras vidas. No hemos mejorado sustancialmente el jornal del pobre, ni se imparte justicia sin distingos”, reprochó.

Mientras que en Los Pinos juegan a ver si el Presidente va o no va a Johanesburgo el 11 de junio próximo, millones de familias en el país, como el rector de la máxima casa de estudios se preguntan hasta cuándo se tomará en serio el rol de la más alta magistratura del país y se empiezan a solucionar los graves problemas que agobian al país como es la falta de empleo y en donde impera más que otra cosa la desesperación y el agobio, y que no todo sea la narcoguerra.

Narro Robles habló en presencia también del gobernador de Michoacán, Leonel Godoy, en el Colegio Primitivo y Nacional de San Nicolás de Hidalgo, donde destacó que a 200 años de la Independencia de México, nuestro país ha logrado mucho en torno al bienestar y a la calidad de vida de todos sus habitantes.

Dijo sin embargo que “vivimos una profunda crisis económica y social, cuya solución demanda decisiones y cambios de fondo para avanzar en la construcción de un país menos desigual y más justo”. Pero Narro Roble y todos los  mexicanos saben a quiénes corresponde principalmente propulsar esos cambios de fondo.

“Tenemos que impulsar las reformas y los cambios estructurales de fondo para hacer realidad la igualdad social prometida por la democracia”. ¿De veras es con reformas y nuevas leyes la solución para que mejoren las cosas en el país? ¿Y las leyes que tenemos para qué han sevido si no se cumplen? ¿Y por qué no se cumplen? ¿Por corrupción, por impunidad, por negligencia, por incapacidad o por falta de voluntad política?

Igual que el rector de la UNAM, los mexicanos se hacen los mismos cuestionamientos en torno a un país que  no avanza sino al contrario, ostenta cada vez un mayor número de primeros lugares, pero en pobreza, desiguadad, injusticia, inseguridad, desempleo, falta de oportunidades, trasiego de drogas, bajos niveles en aprendizaje escolar, corrupción, etc. etc. etc.

No obstante, en la casa presidencial siguen perdiendo el tiempo en frivolidades, como eso que si el Presidente debe o no ir al partido inaugural de Sudáfrica en donde el ‘Tri’ abre contra el equipo anfitrión el próximo 11 de junio. Esa es la paradoja del destino manifiesto de México. Son dos rostros de una misma nación. Uno, el de la preocupación de millones de mexicanos; otro el de la frivolidad vil: ¡Que Felipe se ponga la verde¡ ¡Que se vaya al Mundial, sí que sí¡

Anuncios

Los comentarios están cerrados.