Liberaron a periodistas; “fue el Chapo”

PAULINO CÁRDENAS

Tras un operativo realizado en una casa de seguridad ubicada en el municipio de Gómez Palacio, Durango, donde tuvieron secuestrados a los periodistas que desde el pasado lunes 26 habían sido privados de su libertad, la Policía Federal logró su rescate. Es una buena noticia entre otras tantas malas con respecto a la guerra contra el crimen organizado, en donde los medios no han hecho más que cumplir con su deber informativo.

En rueda de prensa, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública, Genaro García Luna, se apresuró a decir que una célula del cártel comandado por “El Chapo” Guzmán, fue la responsable de tomar como rehenes a los periodistas en Durango ‘para infundirle miedo a la sociedad’. Llama la atención su declaración porque las críticas de los cárteles contrarios han sido precisamenete en el sentido de que el gobierno panista que encabeza Felipe Calderón, protege al cártel del Joaquín Guzmán Loera.

Dijo el funcionario que al notar la presencia de las fuerzas federales, los secuestradores huyeron y la unidad de operaciones asistió de manera inmediata a los reporteros. Aseguró que la única finalidad del secuestro de los periodistas, además de  infundir miedo en la sociedad era tener un impacto mediático. Reconoció el apoyo de los medios de comunicación y manifestó su reconocimiento por el manejo responsable de la información.

Indicó que los camarógrafos Javier Canales, de Multimedios Laguna, y Alejandro Hernández, de Televisa Torreón fueron los únicos rescatados. Aseguró que los otros dos periodistas secuestrados, Héctor Gordoa Márquez, de Televisa México y Osca Solís del diario El Vespertino de Gómez Palacio, habían sido liberados por sus captores desde el jueves.

Javier Canales, camarógrafo de Multimedios Laguna, reveló que durante los cinco días que él y otros tres periodistas permanecieron secuestrados, sufrieron de maltrato sicológico. En entrevista con Milenio Noticias, Canales detalló que durante el tiempo en que estuvieron en cautiverio, fueron intimidados; fue “una situación desagradable”, dijo.

Agregó que durante este tiempo, los plagiarios nunca les informaron sobre los convenios que solicitaban para poder liberarlos. Detalló el camarógrafo que fue gracias a la intervención de las fuerzas federales que lograron recuperar su libertad. Sin embargo, dijo que está seguro que “la lucha no es contra nosotros como medios de comunicación”.

Desde el pasado lunes 26, los cuatro periodistas habían desaparecido luego de  terminar su trabajo alrededor de las tres de la tarde. Desde ese momento, sus empresas, Multimedios Laguna y Televisa, además del diario local El Vespertino de Gómez Palacio, perdieron el contacto telefónico con sus enviados.

Alrededor de las seis de la tarde, los comunicadores se enlazaron vía telefónica a sus redacciones para detallar que estaban en poder de un grupo criminal inconforme con la cobertura informativa que hasta ese momento se le estaba dando al conflicto en el Cereso número 2 de Gómez Palacio.

El camarógrafo de Multimedios indicó en su llamada que la condición de sus captores para liberarlo era que se transmitieran tres videos de narcoblog en el noticiero del mediodía del canal local de Grupo Milenio.

Los videos estaban identificados como “El círculo de los poderosos de La Laguna”, “Interrogatorio a trabajadores de Los Zetas” e “Interrogatorio a Ramón Gerardo Adame, policía de Torreón”. Estos materiales fueron colocados en esa página entre el viernes 23 y lunes 26 de julio.

A la 1:40 horas los videos fueron transmitidos en el Telediario de la Laguna, en un enlace especial originado desde Milenio Televisión, en el DF.  La transmisión tuvo una duración de 15 minutos y fueron emitidos sin ninguna edición. Los videos muestran a personas aparentemente retenidas, quienes denuncian la presunta complicidad entre integrantes de Los Zetas y autoridades policiacas de Torreón, Gómez Palacio y Lerdo.

Ante esto, el pasado jueves los conductores Ciro Gómez Leyva y Denisse Maerker  hicieron pública su posición sobre los periodistas secuestrados. Algunos de ellos son colaboradores en los espacios de noticias y reportajes de Televisa y de Milenio Televisión. Gómez Leyva había señalado que ‘un medio de comunicación no está equipado para negociar una toma de rehenes.

Maerker comentó por su parte que muchos periodistas han sido secuestrados y asesinados en los últimos años, y que en su epsacio televisivo, ‘Punto de Partida’, “no estamos dispuestos a salir esta noche a fingir que  estápasando nada; sí está pasando”. Su hora destinada a su programa del jueves pasado, no salió al aire.

Ambos conductores protestaron porque no están de acuerdo con el chantaje que el crimen organizado pretende imponerle a los medios. Incluso el secretario de Gobernación, José Francisco Blake Mora, hizo un llamado a los secuestradores para que entregaran cuanto antes y con vida a los periodistas secuestrados.

De todo este capítulo, lo que más llamó la atención fue el apunte que de inmediato hizo García Luna, de que el secuestro estuvo a cargo de una célula del cártel de Sinaloa que comanda Joaquín Guzmán Loera alias el ‘Chapo’. ¿Así habrá sido? Habrá que ver qué responden las otras agrupaciones, empezando por La Línea, brazo armado del cártel de Juárez que comanda Vicente Carrillo Fuentes, entre otros.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.