Entre truculencias y verdades

PAULINO CÁRDENAS

Bien no acababa Patricia González Rodríguez, ex procuradora de Chihuahua, de hacer declaraciones a la revista Proceso sobre la forma en que encontró las cosas desde su llegada al cargo y lo que trató de hacer para disminuir la corrupción imperante, cuando a los tres días fue secuestrado su hermano Mario, quien había sido colaborador suyo.

Antes de que se diera el plagio el pasado jueves 21, la ex funcionaria, en entrevista a Patricia Dávila reportera del mencionado semanario, habló del ex alcalde de Ciudad Juárez, José Reyes Ferriz, quien de plano se hizo rosca para entrarle de frente a la lucha contra los capos, y señaló también que el cambio del Ejército por elementos de la Policía Federal para combatir a las mafias del narcotráfico en aquella ciudad fronteriza no ha dado resultado.

Dio su versión sobre lo que falló en el Operativo Conjunto Chihuahua. Aunque no admitió que haya sido un fracaso total, dijo que “está agotado” y criticó el “error” de sacar al Ejército de Ciudad Juárez. Advirtió que a su juicio, si no se sanean todas las corporaciones policiacas –sobre todo la de Ciudad Juárez y las federales–, nada reducirá la violencia homicida de los cárteles.

Dijo a la revista que la violencia asesina “no ha podido ser combatida” porque la policía está infiltrada por los capos que se pelean la plaza. Puntualizó para Proceso que fue un error haber sacado de Ciudad Juárez al Ejército y poner en su lugar y al mando operativo a la Policía Federal dependiente de la Secretaría de Seguridad federal. Esto fue una crítica directa al titular de esta dependencia, Genaro García Luna.

En la misma entrevista señaló que la Policía Judicial del Estado y la Policía Federal estaban infiltradas. Dijo que si no se sanean todas las corporaciones policiacas –sobre todo la de Ciudad Juárez y las federales–, nada reducirá la violencia homicida de los cárteles. Y a tres días de salir a la luz sus declaraciones, fue plagiado su hermano Mario González Rodríguez, por un comando que vestía ropa militar camuflajeada.

El secuestrado dice en el video que su hermana la ex procuradura es quien respaldaba y ordenaba mandar a asesinar a gente que le estorbaba en sus operaciones delictivas a La Línea, grupo armado con el que dice que colaboraban ambos.

Nadie sabe si lo que declaró éste de la ex procuradora en el video que le ha dado la vuelta al mundo –aparecido ayer en YouTube– es cierto o no, ya que las denuncias las hizo amagado por seis hombres encapuchados y armados con fusiles Ak-47 y rifles R-15.

En el video parece hablar con la verdad por la fluidez, coherencia  y lujo de detalles que respondió calmadamente a quien le formulaba las preguntas fuera de cuadro. Lo extraño son las imputaciones contra su hermana de tener vínculos con el cártel de Juárez y ordenar matar a varios personajes, entre ellos a dos periodistas. Hasta ayer se descnocía su paradero.

En el video reveló muchas cosas. Habló de los recientes feminicidios sucedidos en Ciudad Juárez y de la masacre de Creel; ambos hechos se los atribuye  al cárte del Juárez, pero también vincula a la hermana. Su brazo armado, La Línea, en los últimos meses y semanas ha recibido varios golpes de las autoridades con la detención de algunos de sus líderes y presuntos sicarios.

Lo que dice Mario González parece tener visos de verdad. Pero también lo que expresa en la entrevista la ex procuradora, quien ya pidió a la PGR y a la SSP federal que le ayuden a encontrar a su hermano. ¿A quien creerle? De cualquier modo habría que investigar.

La lucha por la importante plaza que significa aquella ciudad fronteriza, entre los cárteles de Sinaloa que encabeza Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán y el de Juárez cuyo líder es Vicente Carrillo Fuentes, empieza a cobrar sus primeras víctimas al alto nivel, por ahora de ex funcionarios.

Por lo pronto los nombres que andan en la cuerda floja son el del ex gobernador José Reyez Baeza, por supuesto el de la ex procuradora Patricia González, también el del ex alcalde de Juárez, José Reyes Ferriz y el del ex secretario de Seguridad Pública de Chihuahua, Raúl Grajeda Domínguez.

 

 

Anuncios

Los comentarios están cerrados.