¿Presagio lo de Josefina?

PAULINO CÁRDENAS

Para los que no quieren que el PAN repita por tercera vez consecutiva en el poder federal, lo que sucedió el domingo en el Estadio Azul pudo ser un presagio de lo que vendrá en las elecciones del primero de julio próximo. Al mismo tiempo criticaron que la aspirante a la presidencia, Josefina Vázquez Mota, quiso hacer creer algo distinto a lo que todo mundo vio: un escenario prácticamente vacío que la panista dijo que vio lleno cuando rindió protesta. Testigo del desaire, entre otros panistas cupulares, fue la esposa del Presidente, Margarita Zavala.

A los acarreados que llevaron al estadio del Cruz Azul de la capital del país los tuvieron horas esperando a que la virtual candidata de Acción Nacional arribara al acto de toma de protesta, que lo quisieron hacer con bombo y platillo y en una fiesta del alarido partidista pero que resultó un fiasco logístico, lo que hizo ver muy mal a la abanderada panista ante sus seguidores. Desde temprana hora empezaron a arribar a los alrededores del estadio decenas de camiones que traían de distintas partes del país a los acarreados.

La gran mayoría ni siquiera sabía a lo que iban. Muchos señalaron que asistían a un evento de Sedesol en donde les repartirían despensas. Otros señalaron que habían ido porque les habían ofrecido dinero. El hecho es que miles de hombres, mujeres, niños y ancianos empezaron a ocupar las gradas del estadio de futbol desde alrededor de las ocho de la mañana, en donde pasaron horas teniendo que soportar a pleno sol una temperatura ascendente que llegó a los 30 grados, sin que apareciera la panista.

Antes de inciar el evento, casi cinco horas después, de plano muchos optaron por retirarse y lo que hizo la mano hizo la tras porque por montones empezaron a salirse del estadio. Fue cuando apareció la virtual candidata por primera ocasión, pero cuando  comenzó su discurso en una segunda oportunidad, la gente empezó  siguió abandonando el estadio. Los llamados a no retirarse por parte de los brigadistas de apoyo logístico no fructificaron. La gente ya tenía lo que les habían prometido y decidieron irse en masa.

Después de ese feo desaire que los encargados del ‘apoyo logístico’ hicieron ver muy mal a la panista quien vio el estadio medio lleno pero que en realidad estaba casi vacío a la hora que habló, una nota de Notimex señala que el vocero del PAN, Juan Marcos Gutiérrez, atribuyó a un “error de coordinación”, el “vacío” que simpatizantes panistas y adherentes hicieron en el Estadio Azul durante la toma de protesta de Josefina Vázquez Mota como candidata de ese instituto político.

Indicó que el asunto deben revisarlo tanto el equipo de la candidata como la dirigencia del Partido Acción Nacional, a fin de no volver a cometer incidentes de ese tipo que “evidentemente nos afectó”. Y añadió: “Aquí no hay culpas específicas, hay simplemente errores de coordinación de los que debemos aprender. En honestidad pura yo creo que lamentablemente incidentes de ese tipo a veces suceden y nos sucedió en estas condiciones”.

Sin embargo, aclaró que “para mí, es muy reivindicable el dato que hubo estadio lleno, más de 40 mil personas cuando ella ingresa, cuando ella sube al escenario la primera vez. Estaba el estadio lleno y aquello era mucha alegría”, justificó. El vocero panista mencionó que el acto fue convocado para las 11 de la mañana y debió iniciar a más tardar a las 12:30, pues la candidata ingresó a las 12:20, pero como mucha gente quería saludarla, se retrasó media hora más e inició su participación después de las 13:00 horas.

Como sea, el hecho es que el ambicioso plan de hacer en el Estadio Azul la toma de proteta de la virtual candidata del PAN, acabó en un mal remedo de lo que inventó el PRI en sus épocas imperiales y de ‘carro completo’, que hasta la fecha sigue siendo alarde de maestría en el arte del acarreo multitudinario perfectamente bien organizado. A propósito, los que no tuvieron que batallar porque hicieron sus actos de toma de protesta en lugares cerrados fueron Andrés Manuel López Obrador y Enrique Peña Nieto.

El tabasqueño lo hizo en el teatro Metropolitan de la capital del país el mismo domingo pasado, y el ex mandatario mexiquense lo agendó para ayer lunes en el auditorio municipal de Dolores Hidalgo, Guanajuato, escenarios que no solo se vieron abarrotados sino que hubo decenas y decenas de gentes que se quedaron sin poder entrar a cada uno de los recintos o lo que es lo mismo, el arte de la maña para efectos mediáticos, de lo que también tiene mucho que aprender el PAN.

pcardenascruz@yahoo.com.mx

Anuncios

Los comentarios están cerrados.