Josefina otra vez en líos

PAULINO CÁRDENAS

Alejandra Sota, vocera de Los Pinos, filtra grabaciones telefónicas que realiza el secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, ‘en lugar de grabar al Chapo’, se le oyó decir en una charla telefónica hecha pública a Josefina Vázquez Mota, cuando conversaba con uno de sus colaboradores. ‘Pinche Sota’ soltó la candidata panista, a quien en tono sarcástico le mandó saludos a los dos funcionarios porque, le aseguró a su interlocutor, esa llamada ‘está siendo grabada’.

La plática que se escucha es de Josefina con Agustín Torres, encargado de subir los tuits de la candidata a las redes sociales. En la grabación, que ha causado revuelo en la clase política y escozor en la cúpula panista, ella le dice a su colaborador: “Como nos están garabando…Mándale un saludo a Alejandra Sota”. Él responde: “Ah, salúdamela mucho” e insiste: “Los dos le mandamos un saludo a Alejandra Sota y a García Luna”.

Torres se ríe y ella le dice en tono que quiso ser serio: “No Agus, mándales un saludo. Por si pasan nuestra llamada, que pasen nuestro saludo”. Él le sigue el juego y al unísono ambos dicen: “Muchos saludos para…” dice él, “un saludo muy cariñoso para…” dice ella quien se adelanta: “Para Genaro García Luna que nos graba… en lugar de grabar al Chapo” y Josefina sigue: “Y un saludo muy cariñoso a Alejandra Sota… que filtra todas nuestras llamadas telefónicas”, y luego sorraja: “Pinche Sota…” al tiempo que Torres remataba: “Deberían dedicarse a otra cosa…”.

La grabación corresponde a cuando ella estaba todavía en campaña para lograr la nominación interna del PAN como abanderada de ese partido para las elecciones de este año. El audio fue dado a conocer apenas este lunes en el portal La Silla Rota, lo que ha causado enojo en las filas panistas y motivó que su patético vocero Javier Lozano saliera a deslindar del escándalo gratuitamente a García Luna y Alejandra Sota incluso atribuyéndole al PRI, por mero sospechosismo, la grabación, pese a lo que se escucha en ella de viva voz.

En aquellos días también la habían ‘alambreado’ con lo que dijo, en otra llamada telefónica que hizo al parecer con un familiar, en contra de su entonces adversario de partido, Ernesto Cordero, a quien en la conservasión telefónica interceptada ella se refiere al entonces delfín presidencial como un ‘patán’. En esa grabación también se queja del codirigente del PAN Gustavo Madero porque a pesar de las quejas de la candidata, se hacía el desentendido.

La aspirante de Acción Nacional ha andado mal y de malas desde que comenzó a batallar para conseguir ser la abanderada albiazul. Lo que le sucedió en el Estadio Azul aquel domingo 11 de marzo que fue de pena ajena, es muestra de que hay ‘mano negra’ que insiste en traerla de bajada. No pocos estiman que esa mano viene de Los Pinos en donde al parecer de plano no la quieren como candidata y menos para que pudiera ganar la Presidencia. Tienen miedo de que si llega a ganar, le salgan las ansias de venganza.

Las cosas están de tal tamaño, que hay quienes creen que un día de estos, en plena campaña que está por iniciar esta semana, la abanderada del PAN pudiera desconocer a Calderón y a su equipo. Una prueba de que las cosas andan bastante mal entre su equipo de campaña y su gente más allegada, es lo que puso de manifiesto en la grabación hecha pública que oyó medio mundo, en la que culpa al  secretario de Seguridad Púbica Federal, Genaro García Luna, y la vocera de Los Pinos, Alejandra Sota, de que le han hecho espionaje telefónico.

Se dice que a Vázquez Mota le han venido aconsejando que para repuntar fuerte en las encuestas tiene que dar un golpe contundente para animar a los indecisos a votar por ella, por lo que tendría que hacer algo similar a lo que hizo Luis Echeverría con Gustavo Díaz Ordaz en plena campaña en los años 70: en su caso romper con Calderón. De otra manera sus anhelos de ser la ‘primera Presidenta de México’ quedarán en sueño guajiro.

Por lo pronto no hay duda que está ‘copada’ por gente allegada al jefe del Ejecutivo, quien tenía su esperanza puesta en Ernesto Cordero para empujarlo a la Presidencia en julio próximo, lo que está sucediendo pero en sentido contrario contra ella, quien se empeña en no quererse sacudir a la gente que sólo obedece las órdenes de Los Pinos y que la tiene encapsulada. Eso sin contar con que las encuestas la alejan cada vez más del candidato priísta, y el de las izquierdas se le anda acercando peligrosamente.

Todos saben que el espionaje telefónico siempre es contra el adversario, por eso ella misma y otras voces oficiosas ahora quieren darle la vuelta al asunto e insistir que es el PRI el causante del espionaje, cuando resulta evidente que es ella, de viva voz, quien acusa a los dos funcionarios allegados a Felipe Calderón –Genaro García Luna y Alejandra Sota–, los que le han venido haciendo ese trabajo. Ni más ni menos que ‘fuego amigo’. Otra mancha más al tigre de la Vázquez Mota.

pcardenascruz@yahoo.com.mx

Anuncios

Los comentarios están cerrados.