Archivo de la etiqueta: oposición

Juntos, por la reconstrucción del país

PAULINO CÁRDENAS

Habrá que ver si Enrique Peña Nieto se allega de políticos progresistas de pensamiento y obra, que además de contar con experiencia, logren romper con el estigma de que el PRI, que sacará al PAN de Los Pinos el 1 de diciembre próximo será el regreso al pasado de ‘la dictadura perfecta’, y que lejos de ello su mira sea muy alta y esté puesta en el futuro promisorio que merece México, echando a andar desde el primer día de su gobierno prácticas democráticas que demuestren que tendrá una visión de Estado como gobernante, y que no habrá de quedarse en el intento de la solución de los problemas ni en la coyuntura del diagnóstico para atender las demandas sociales, como sucedió con los gobiernos panistas de Vicente Fox y de Felipe Calderón, quienes dejaron a los mexicanos con muchas promesas de campaña incumplidas.

El próximo Presidente de México debe recordar ante todo que el PRI no goza, ni con mucho, de una luna de miel con el electorado, sino al contrario. Habrá de esforzarse para establecer un diálogo permanente con las fuerzas políticas de oposición, y ocuparse personalmente de trabajar con sus mejores cartas en el Congreso de la Unión con responsabilidad compartida con los demás partidos, para construir acuerdos sustantivos que permitan sacar adelante las reformas necesarias que requiere con urgencia el país. Eso será fundamental en el arranque de su administración. Para ello acaba de presentar a sus Tres de Caballería que inicialmente coordinarán los ejes sustantivos en los que soportará sus primeras acciones de gobierno.

Ellos son Jesús Murillo Karam, Luis Videgaray y Miguel Osorio Chong. Los tres se ocuparán, durante el periodo previo a la toma de posesión y al nombramiento formal del gabinete de Enrique Peña Nieto, de coordinar varias tareas por encargo de su jefe. Se habla de que el primero podría ser nombrado en la Secretaría de Seguridad Pública, el segundo en la Secretaría de Hacienda, y el tercero la Secretaría de Gobernación.

Por lo pronto, se encargarán de coordinar los trabajos para la creación de la Comisión Nacional Anticorrupción, que se ocupará de investigar y sancionar actos de corrupción de los tres órdenes de gobierno y de los tres Poderes de la Unión a partir de la denuncia ciudadana. Asímismo tienen el encargo de conformar una iniciativa que dote de mayores facultades al Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos (IFAI), para que pueda tener competencia en asuntos estatales, municipales, del Poder Judicial y del Legislativo.

También tienen la indicación de su jefe, de iniciar el estudio para crear una ‘instancia ciudadana y autónoma’ que supervise la contratación de publicidad entre los tres niveles de gobierno y los medios de comunicación, con el propósito de abonar al acceso a la información y la transparencia. Las tres iniciativas requerirán que la Constitución sea modificada. Y es precisamente para alcanzar acuerdos en el Congreso de la Unión, que se requerirá de un intenso trabajo y tejido fino para tender los puentes necesarios con la oposición, con miras  a lograr que se ventilen en San Lázaro las propuestas del Ejecutivo, previo estudio y adecuaciones si fueran necesarias, antes de la aprobación de las mismas.

Tras manifestar su confianza en que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación calificará la elección del pasado 1 de julio a su favor, Peña Nieto expresó que como Presidente de la República privilegiará el diálogo, escuchará y tenderá canales de comunicación permanentes para permitir que la democracia avance. Sabemos, dijo que en el Legislativo el PRI no contará con mayoría absoluta, por lo que habrá que trabajar conjuntamente con los demás partidos representados en el Congreso, para sacar adelante las reformas que requieran pasar por el tamiz cameral.

Se sabe que en la agenda legislativa estarán programadas diversas reformas estructurales como la Laboral, la Fiscal o Hacendaria, y la Energética ­o de Pemex por mejor decirlo, e incluso que se le dará especial énfasis a la de Seguridad Pública, entre las que más se han mencionado. Sin embargo la más más caballona, la que coronaría todo lo demás y le daría mucha fuerza y reconocimiento a su gobierno, sería lograr una reforma integral del Estado, lo que significaría el primer gran paso para la modernización del Gobierno mexicano, que garantizaría un futuro más promisorio para la nación.

Su gobierno tendrá un papel fundamental que desempeñar, no sólo en el combate a la pobreza y la nivelación de la desigualdad social, sino en otro gran tema como es el del combate a la delincuencia organizada, en donde sin duda pondrá especial interés, ya que la horrorosa herencia de muertos producto de la trágica guerra de Calderón, será motivo necesario de replantear una nueva estrategia. ¿Logrará sus propósitos Peña Nieto? Mucho dependerá del trabajo de sus primeras figuras que acaba de presentar en sociedad y los que más adelante dé a conocer, pero sobre todo de la suma de voluntades para lograr acuerdos entre los legisladores priístas con los de la oposición. Lo que sí ha reiterado es que bucará que todos vayan juntos en pro de la reconstrucción del país.

@Paulinocomenta

Continuará la intromisión

PAULINO CÁRDENAS

Pocos creen que Felipe Calderón cumpla su palabra que de aquí en adelante será un presidente demócrata respetuoso del proceso electoral y de que ya no volverá a entrometerse en apoyo de su partido y de la precandidata panista Josefina Vázquez Mota. La apuesta de quienes lo conocen más bien es en el sentido de que el jefe del Ejecutivo más temprano que tarde seguirá con su incontinencia verbal, combinando cada vez que le plazca su rol de jefe de campaña de la abanderada de Acción Nacional con el de mandatario de medio tiempo.

Entre otras cosas la oposición le achaca que el michoacano utilizar recursos públicos y tiempo que debería dedicarle a asuntos verdaderamente de trascendencia para el país, en su afán de querer empujar a como dé lugar la candidatura de quien ni siquiera era su preferida para que enrbolara la causa panista con miras a las elecciones de julio próximo para elegir a su sucesor. Eso habrán de esgrimir ante el IFE tanto la cúpula priísta como la perredista, en busca de una medida sancionatoria que nunca llegará en contra del mandatario panista.

La razón es simple: para empezar, el propio titular del Insituto Federal Electoral señaló que no estaba enterado del affaire que suscitó la intromisión de Calderón en el proceso electoral y que se enteró después, lo que es indicativo de que cuando llegue la queja del PRI y del PRD por esa descarada intromisión, Leonardo Valdés Zurita le irá a dar largas al asunto y ninguna sanción habrá de aplicarse al infractor, como lo marcan tanto  el artículo 134 de la Constitución y el 228 del Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales, Cofipe. De hecho Calderón no tiene nada qué perder porque ya va de salida.

Si vuelve a meterse –como lo hizo a su favor Vicente Fox hace seis años y nada sucedió–, para apoyar al PAN y a su candidata, no pasará nada. Él mejor que nadie lo sabe. Por ello, quienes lo conocen aseguran que a la hora que se le pegue la gana le valdrá sorbete volver a empujar a Josefina Vázquez Mota, a quien el pasado jueves quiso hacer creer a los consejeros de Banamex  que de veras la precandidata panista había avanzado tanto en las preferencias en la oscuridad de la noche, que quedó a sólo 4 puntos porentuales del priísta Enrique Peña Nieto por arte de nadie sabe qué magia.

De hecho en el discurso que pronunció en ese sentido durante la ceremonia del Día de la Bandera el viernes pasado en el zócalo capitalino, le dio vueltas al asunto para no mencionar si dijo o no dijo lo que dicen que había dicho un día antes, en la famosa reunión con los consejeros bancarios donde presentó los resultados de una seudoencuesta hecha por encargo, cuyos resultados ni siquiera fueron participados al IFE como mandan las reglas del juego en cuanto a la obligación de las encuestadoras.

Para la oposición lo que causó más revuelo fue Calderón se entrometió indebida y flagrantemente a favor de su partido y su virtual candidata, aunque a decir verdad, de entre los más de 700 asistentes, pocos creyeron las cifras que mostraban el supuesto súbito acercamiento en las preferencias de la abanderada panista respecto al puntero natural. De hecho al precandidato de las izquierdas Andrés Manuel López Obrador en esa encuesta ni lo pelaron.

Al respecto el tabasqueño se abstuvo de entrarle a la discusión de lo dicho por Calderón con los consejeros de Banamex. Dijo: “Si comento algo en contra del PRI, el PAN aplude; si digo algo contra el PAN, el PRI lo festeja”. Al final de cuentas, señaló, “PAN  y PRI son lo mismo”. Estimó que lo que digan sobre las encuestas no importa porque, aseguró, su movimiento tiene garantizados 20 millones de votos en todo el país para las elecciones del julio próximo, por lo que considera que ‘volverá’ a ganar la Presidencia.

Durante la ceremonia conmemorativa del Día de la Bandera, el mandatario panista quiso hacer una especie de acto de contrición, al señalar que “como jefe del Estado mexicano he actuado y actuaré en todo momento como demócrata en este proceso electoral que, estoy cierto, debe ser caracterizado por la equidad y la pluralidad”, lo cual un día antes no fue así. Enfatizó que respetará el resultado de los comicios y a quien sea el vencedor a través del voto libre de todos los ciudadanos. ¿Será?

Pocos creen que de la noche a la mañana al Presidente le haya surgido lo demócrata, cuando desde hace meses que su comportamiento ha mostrado lo contrario. A como dé lugar pretende que el candidato del PRI no llegue a ocupar la silla en Los Pinos. Su priísmofobia lo tiene atrapado por lo que sin duda seguirá absorto en la enajenante necedad de seguirse metiendo en el proceso electoral. De hecho es la estrategia que él mismo se ha diseñado para ponerle piedras en el camino al ex mandatario mexiquense, quien todo indica que va derecho a convertirse en su sucesor el primero de julio próximo.

pcardenascruz@yahoo.com.mx


FCH busca corresponsables

PAULINO CÁRDENAS

Al hacer un balance de sus cinco años de gobierno, el presidente Felipe Calderón habló de un México utópico. En el Campo Marte, enclave militar que lleva el nombre del Dios de la Guerra, le dedicó gran parte de su discurso a su obsesión de gobierno que ha sido la persecusión armada contra los capos de las drogas y del crimen organizado, usando a mandos y efectivos del Ejército y de la Armada como policías, batalla que ha tenido resultados muy desalentadores no tanto para el gobierno, sino para miles de familias que han perdido hijos, padres y hermanos en esa inútil y cruenta lucha.

Si bien se dedicó a ponderar y defender a ultranza la fallida estrategia que sostiene contra ese flagelo, se abstuvo de hablar de los más de 60 mil muertos que lleva en su haber esa aventura bélica. Y en tanto han quedado en el limbo los reclamos del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad para que el gobierno investigue los casos de tantos inocentes muertos por la narcoguerra, el mandatario panista habló de la reciente creación del sistema Províctimas para hacer creer que es la respuesta a esa demanda, pero que sólo es un remedo de lo que se exige.

Según Calderón, ningún otro gobierno había logrado en la historia de México más hazañas sociales y económicas que el suyo. En su discurso hubo sólo autoelogios y cero autocrítica seria a sus políticas públicas omisas o inacabadas. Se dedicó a sobredimensionar metas medianamente logradas, aunque la promesa de campaña de crear empleos siga siendo una asignatura pendiente. Con un ostentoso aparato de seguridad, aún faltando un año para que termine, el michoacano pareció por momentos estarse despidiendo de quienes han creído en él.

Culpó a los legisladores de la oposición –del PRI pues– de no haber logrado las reformas que requiere el país y señaló que si bien el Presidente no tiene mayoría en el Congreso, ‘somos más los que creemos que la reforma de la política en México debe centrars en ampliar el poder de los ciudadanos y no en restringirlo. Con esto continuará con más ahínco por parte de voceros, la cascada de acusaciones que ya hay contra el tricolor. También al Poder Judicial le tocó un rozón.

Al respecto dijo que se deben revisar no sólo sus estructuras sino a sus integrantes, para no caer en actos de colusión con las mafias. ‘Sé que la gran mayoría de jueces y magistrados son personas intachables, pero debemos entender que el poder corruptor y de intimidación de los criminales puede poner a jueces y magistrados en la mira, y debemos estar preparados para ello, porque nadie está exento de ese mal’.

Habló también de programas populistas y electoreros –como el de ‘70 o más’ y ‘Oportunidades’ a través del cual el gobierno federal ofrece ayuda en especie y la entrega de dinero a adultos mayores y gente de escasos recursos, o el nuevo programa a través del cual se entregarán tarjetas de crédito a diversas comunidades pobres e indígenas del país cuyas cuentas irían a fondo perdido–, con miras a sumar simpatías y atraer el voto hacia el PAN en los comicios del 2012.

Presumió a la audiencia que México es ejemplo de fortaleza financiera y que tiene una macroeconomía envidiable comparada con países como Estados Unidos y los de Europa que están al borde de la bancarrota, los que acabarían pidiéndole ayuda a México a través del FMI, como se ha venido filtrando con motivo de la visita a México de Christine Lagarde, directora gerente de ese organismo financiero. ¿Por qué si hay dinero para ayudar a otras naciones no lo hay para incentivar ingentes necesidades en México?, preguntarán quienes padecen de severa precariez económica.

Y por más que diga que la pasividad de los gobiernos anteriores facilitó la expansión del narco, hay dos asuntos que saltaron a la palestra este fin de semana relacionados con declaraciones de la agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA), respecto a las mafias mexicanas que operan en nuestro país y en la vecina nación norteamericana, que volverán a poner en evidencia a su administración y no a las que le predecedieron.

Por ello, al Presidente le urge hallar corresponsables de su guerra –la cual seguirá hasta el último día de su sexenio según reiteró–, para que todos los sectores de la población y la clase política le entren a apoyar su fallida estrategia, sin duda en busca de repartir culpas a la hora del recuento final, donde lo más dramático será el número de muertos que sigue creciendo a un ritmo escandaloso.

Esto último sería la punta de la hebra que pudiera empezar a jalar el fiscal general de la Corte Penal Internacional de La Haya respecto a la denuncia que interpuso el viernes 25 de noviembre un grupo de intelectuales, académicos y periodistas contra Calderón, su gabinete de seguridad, y varios capos de la droga. De ahí la urgencia de hallar corresponsables.

pcardenascruz@yahoo.com.mx

Urge ayuda para reconstrucción

PAULINO CÁRDENAS

Con las facultades que le asisten, la Cámara de Diputados podría aprobar una iniciativa con carácter de urgente la aprobaciónde una partida especial, un Fondo de Reconstrucción de viviendas, comercios, oficinas y establecimientos en las zonas que han sido afectadas por la furia de la naturaleza en donde miles de damnificados han quedado sin hogar y sin trabajo, muchos de los cuales han sufrido incluso la pérdida de seres queridos.

Esto sería además del Fondo Nacional de Reconstrucción, Fonden, cuya ayuda ha sido insuficiente para atender a tantos mexicanos que han caído en desgracia por los desastres que han ocasionado el paso de ciclones y tormentas tropicales en Veracruz, Tabasco, Chiapas, Oaxaca, Nuevo León y Tamaulipas, entre otras entidades cuyos poblados, unos más otros menos, han sido arrasados por las inundaciones.

De hecho el jueves pasado el pleno en San Lázaro había votado a favor y por mayoría, la creación de un Fondo Nacional de Reconstrucción, a propuesta de la Junta de Coordinación Política, con el apoyo de los grupos parlamentarios, y acordaron ‘exigirle’ al gobierno utilizar fondos del subejercicio presupuestal del gobierno para tal fin,.

El Partido del Trabajo, en voz del diputado Mario Di Costanzo  consideró ‘demagógica’ esa postura de quererle ‘exigir’ al gobierno crear ese fondo, cuando la Cámara Baja tiene facultades propias para aprobar la propuesta. La urgencia de reconstrucción no podría esperar los tiempos de tanta burocracia lesgilativa y de la administración pública para empezar a levantar lo que el agua se llevó.

Los diputados aprobaron dotar de recursos suficientes al nuevo Fondo de Reconstrucción para atender las necesidades de varios estados dañados por los incesantes desastres, pero !para el 2011!.  De esta manera, se dijo, el gobierno podrá disponer de los recursos necesarios para cubrir las necesidades de la población damnificada a nivel nacional. Sin embargo la ayuda de reconstrucción se requiere para hoy, no para el año que viene.

La desesperación en la que viven centenares de familias en varias partes del país habría de motivar a los legisladores a aprobar recrusos urgentes, no sólo para destinarlos a las secuelas dejadas por los desastres naturales, sino para iniciar la reconstrucción de los poblados que en regiones urbanas y otras más apartadas, la gente ha perdido prácticamente todo por las inundaciones.

Francisco Rojas, coordinador de la bancada del PRI, con el apoyo de todos los partidos políticos, dijo que se ‘exigiría’ al gobierno federal la creación de ese Fondo, que podría constituirse con dinero proveniente de los subejercicios presupuestales en que ha incurrido el gobierno federal este año o de los fideicomisos que ha creado sin consultar al Congreso.

Dijo que la situación de emergencia en los estados de Veracruz, Chiapas, Oaxaca y Tabasco o la que enfrentó Nuevo León y Tamaulipas, ya habían rebasado la capacidad de atención que puede darse a través del Fonden, el cual contaba con mil millones de pesos que fueron insuficientes para atender las emergencias.

“Los actuales esquemas de previsión de desastres naturales y de auxilio a las poblaciones afectadas, de reconstrucción de infraestructura e, incluso, de coordinación entre los distintos órdenes de gobierno, resultan claramente insuficientes e ineficaces”, señaló.

Por ello, agregó, “hemos manifestado que el gobierno federal debe asignar recursos suficientes en forma inmediata par atender los daños provocados por los fenómenos naturales de este año en todos los estados afectados. De igual manera, deberá atender debidamente a la población damnificada”.

Sin embargo, si los diputados tienen la facultad por sí mismos de aprobar la creación de ese Fondo de Reconstrucción, pudieran empezar por aprobar esta misma semana una partida especial urgente destinada a la reconstrucción de tantos poblados, pueblos y zonas afectadas, cuyos pobladores quedaron en el total desamparo sin techo ni trabajo. Esa ayuda, como diría Fox, se requiere !Hoy!, ¡Hoy!, ¡Hoy!.

PAN-gobierno busca frenar a Peña Nieto

PAULINO CÁRDENAS

Es obvio que el ‘apagón analógico’ es para frenar la vertiginosa carrera de Enrique Peña Nieto, gobernador del estado de México, rumbo a Los Pinos, quien ayer dio su quinto informe de gobierno al que acudieron aquellos que no tienen duda de que el priísta sería el indicado para llegar a ocupar la Presidencia al concluir Felipe Calderón su sexenio, por lo que el PAN-gobierno busca cómo frenar al mandatario mexiquense para el 2012.

En el evento celebrado en Toluca, el mandatario mexiquense volvió a criticar las alianzas entre PAN y PRD autorizadas por el Ejecutivo Federal para las elecciones en las que se elegirá a su sucesor en el 2011. Mientras tanto, diputados de la oposición cuestionaron el anuncio de Calderón hecho el pasado miércoles en Palacio Nacional, del decreto sobre el llamado ‘apagón analógico’, el cual para los legisladores del PRI, Verde Ecologista e incluso del PRD, tiene fines electoreros.

Dicho decreto abre la posibilidad de que los principales consorcios televisivos, el de la telefonía nacional y los que se apunten, participen en las licitaciones para lograr la concesión de cambio del sistema de recepción televisiva analógico al de digital terrestre. Con ello, expresó el mandatario panista, “México entra a una nueva era que permitirá que todos podamos tener acceso a la tecnología del siglo XXI”, al hacer el anuncio la semana pasada en Palacio Nacional.

Según Calderón esto permitirá detonar la inversión, promover la pluralidad democrática, la competitividad y la creación de empleos. Sin embargo, los legisladores de oposición  opinan otra cosa. Señalan que el decreto que anunció en el que se determina la transición al sistema analógico al de televisión digital terrestre, tiene un trasfondo electorero por parte del gobierno federal.

Se dice que el cambio del sistema analógico al digital no requiere disponer de antenas parabólicas ni de televisión por cable, sino de una sencilla adaptación con la instalación de un decodificador en el televisor. El gobierno daría un ‘estímulo’ a la gente, sobre todo a la de menos recursos, para que modernice su sistema de recepción en sus televisores.

Legisladores del PRI, del Verde Ecologista e incluso del PRD –que sostiene alianzas con el PAN–, criticaron que el gobierno haya anunciado que para el próximo año se darán estímulos o bonos canjeables para adquirir televisores, justo cuando inician las campañas presidenciables. “Eso no es más que para asegurar sus votos para 2012”, dijeron.

Gerardo Flores, del partido Verde, presidente de la Comisión de RTC, acusó al gobierno de pretender destinar alrededor de 18 mil millones de pesos en subsidios para equipar a los telehogares en México, mientras es incapaz de enviar recursos para solventar los grandes problemas sociales. El priísta Eric Luis Rubio, secretario de la Comisión de Comunicaciones, expuso que el anuncio corresponde a medidas partidistas que buscan tener ventaja en los comicios del año próximo y de 2012.

Coincidieron en señalar que el gobierno anunció algo que no puede ser posible en el corto plazo, como es el adelantar el sistema analógico al digital. “Eso no puede ser” manifestaron, ya que eso “requiere de tiempo para lograrlo” y quieren ganar simpatía entre la ciudadanía, anunciando que darán bonos para comprar un televisor moderno o para la compra de un decoficiador para sus teles viejas. Por ello, aseguraron, “este decreto es absolutamete electorero”.

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Juan Molinar Horcasitas, señaló que el gobierno dará ‘un estímulo’ para que la gente tenga su convertidor y una antena fácilmente adaptable a cualquier equipo analógico para que su televisor pueda recibir la señal digital. Para los legisladores de oposición esto es una jugada que busca una suerte de compra de votos entre la gente más pobre del país, con miras a las elecciones del 2012. De ahí, señalan, la prisa del gobierno panista por instrumentar el ‘apagón analógico’.

¿Penetró el narco sólo en la oposición?

PAULINO CÁRDENAS

Apenas el 8 de mayo el gobierno del presidente Felipe Calderón acababa de extraditar  al priísta ex gobernador de Quintana Roo, Mario Villanueva Madrid, a Estados Unidos, cuando aún no acababa de cumplir su condena en México. El otro campanazo fue la detención la noche del pasado martes de Gregorio Sánchez, aspirante a la gubernatura de esa misma entidad del caribe mexicano por la coalición de izquierda PRD, PT y Convergencia, acusado de lavado de dinero, delincuencia organizada y delitos contra la salud, y de tener supuestos vínculos con los cárteles de los hermanos Beltrán Leyva y los Zetas.

De tiempo atrás, la clase política panista venía advirtiendo sobre ‘el riesgo’ de que el crimen organizado pudiera financiar campañas de algunos candidatos, obviamente de la oposición, en los comicios de este año y el próximo, como preámbulo a las elecciones presidenciales del 2012, en las que el PAN estará en seria desventaja en los comicios presidenciales, por el fracaso de la actual gestión federal que encabeza Calderón.

La insistente ‘preocupación’ de algunas figuras relevantes del panismo, manifestada incluso por el jefe del Ejecutivo en más de una ocasión, hacía hincapié en que en los procesos electorales, los candidatos de cualquier partido –exceptuando a los panistas por supuesto–, podrían caer en la tentación de buscar financiamientos con dinero proveniente del crimen organizado para lograr impulsos en su búsqueda por obtener el triunfo.

A principios del pasado mes de diciembre, el coordinador del PAN en el Senado, Gustavo Madero, aseguró que los legisladores de su partido compartían la preocupación del Ejecutivo, y por ello, expresó, ‘hay que impedir a toda costa que los procesos electorales tengan influencia del crimen organizado ya que las campañas cada vez se vuelven más reñidas’, y subrayó que ‘debe haber la garantía de que se esté fiscalizando correctamente el financiamiento de los partidos políticos’.

Por su parte, el mandatario panista, al clausurar a finales del 2009 los trabajos de la mesa ‘La democracia en una encrucijada, el reto del financiamiento ilícito de la política’, dijo que había que hacer un esfuerzo adicional para fortalecer la actividad de monitoreo y del gasto de partidos y candidatos, no sólo en aquello que es registrado contablemente, sino en el ‘gasto aparente’ de campaña y de partidos “que es donde se expresa precisamente la inequidad”.

Calderón demandó entonces a los partidos políticos someterse no sólo a la fiscalización de los recursos que hace el Instituto Federal Electoral, sino también “a poner en la vitrina pública” sus estados de cuenta para que la sociedad tuvieran acceso a éstos.

Para los dirigentes de los partidos de oposición, la lectura era clara y suponían desde entonces que esas advertencias no tardaría en convertirse en el lanzamiento de algún misil contra alguno de sus candidatos, una vez que se acercaran las fechas de los comicios 2010. La sorpresiva extradición de Mario Villanueva, como sacada de la manga, fue el primer golpe de alto impacto, éste contra el PRI de Quintana Roo.

El segundo estuvo dedicado a la coalición de izquierda PRD, PT, Convergencia contra su candidato al gobierno quintanarroense, ‘Greg’ Sánchez, cuya captura le desbarató el juego a sus promotores partidistas, quienes se quejan de que todo fue una jugada sucia de parte del gobierno federal para evitar que la izquierda gane en aquel estado del caribe mexicano.

¿Con quién pretende ganar el PAN en Quintana Roo? ¿Con Alicia Ricalde Magaña a la que su partido le hizo el feo, empezando por el dirigente nacional panista César Nava y el coqueteo de una parte de la militancia albiazul de aquella entidad, precisamente a favor del ahora candidato detenido y llevado al penal de ‘El Rincón’ en Nayarit?

¿Qué otros candidatos siguen en la lista y en qué  entidades con miras a poner en entredicho a la oposición en el marco de las próximas elecciones de julio? ¿Estarán excentos de todo ilícito los candidatos del partido en el poder? ¿Penetró el narco sólo en la oposición? La otra guerra –ésta–  seguirá, y se recrudecerá.